NEBULOSA PLANETARIA HELIX

"EL OJO DE DIOS"

¿Por qué tiene los colores que tiene?   o  ¿Nos estará mirando, de verdad, Dios?

La Nebulosa HELIX tiene los colores que tiene, por las mismas razones que nuestro cielo es, durante los días despejados Azul, y durante el amanecer y las puesta del Sol, Rojo.

Todo es causa de la distinta capacidad de penetración que tiene el espectro electromagnético de la LUZ.

Es decir, y para que todo el mundo lo entienda: La luz azul tiene muy poca capacidad de penetración, y una gran capacidad de saturación, por eso es la que está siempre presente cuando existe una gran presencia de luz, que es precisamente, lo que ocurre en el centro de la Nebulosa. Toda la radicación azul satura absolutamente el espectro luminoso que comparten todas las fuentes de luz de esa maravillosa Nebulosa.

Los extremos de la Nebulosa Helix, tienden a ir perdiendo el color azul y saturándose de rojo cuando lo importante empieza a ser la capacidad de penetración de la luz, donde, indudablemente, es la radiación infrarroja la predominante.

Por la misma razón nuestro cielo es como es.

Si esa Nebulosa es el ojo de Dios, nosotros somos su pupila.

 

Volver a www.jaon.es